LUGARES PARA VISITAR EN BRAY

La ciudad de Bray se localiza al sur de Dublín en el condado de Wicklow, sobre la costa de la zona oeste de Irlanda, representa la octava ciudad más grande del país.

Históricamente fue durante la Edad Media cuando la ciudad era gobernada directamente por la corona británica, destacando por ser un pueblo de pescadores. A fines del siglo XVIII las clase media comienza a establecerse en la ciudad, aportando novedades en estructuras económicas y en arquitectura, el ejemplo más grande es la Powerscourt House. Para el año de 1834 se establece la primera línea de ferrocarril en Irlanda, la ciudad conectad directamente con Dublín y para el año de 1855 se da su rápido crecimiento. Primeramente se convirtió en uno de los principales lugares para las vacaciones de los irlandeses gracias a su ubicación en la costa.

Los viajes a Dublín obligan a darse una escapada hacia su pequeña ciudad costera localizada al sur, ampliamente conocida por toda Irlanda gracias a sus hermosas playas a las que se puede acceder fácilmente, pero también podrás conocer la ciudad y sus edificios históricos, para una visita verdaderamente cultural.

Este sensacional destino cuenta además con un magnífico escenario natural, no sólo por las playas sino por su ubicación hacia el oeste de las montañas de Wicklow, así como la famosa montaña Bray Head que se levanta a unos 241 metros, desde donde la vista es espectacular. Para subir a la montaña puedes seguir el circuito preparado especialmente para los que quieran practicar montañismo.

La playa es en sí misma uno de los principales lugares para visitar en este maravilloso destino irlandés, y tendrás diferentes opciones para elegir gracias a su extensión de 1,6 kilómetros, a través de la explanada de las playas tendrás una vista espectacular de la costa.

Pero viajar a esta zona también te lleva a conocer su sensacional ciudad, donde se te abre la puerta para que descubras sus restaurantes, sus tradicionales pubs irlandeses y sus imperdibles tiendas de artesanías. Evidentemente las principales actividades que se desarrollan son las relacionadas con los deportes acuáticos, que van desde el buceo hasta el esquí acuático, otra de las actividades populares, generalmente por los locales es organizar una visita a alguno de sus relajantes y renovadores spas.

Dar una vuelta por la peatonal del puerto te dejará particularmente encantado, gracias al ambiente relajado y agradable entre los pescadores y los navegantes, los frutos del mar son la especialidad de los restaurantes, así que no dejes de probar la comida local con una cerveza irlandesa bien fría.

Deja un comentario